Fernando Juarez Abogados De Inmigracion

Nací en Tlaxcala, México, pero me crié en Sacramento, California, la mayor parte de mi vida. Mis padres me trajeron como inmigrante indocumentado cuando tenía tres años. Tuve una infancia bastante normal y no fue hasta mi adolescencia, cuando no pude obtener una licencia de conducir o un número de seguridad social, que comencé a notar el profundo impacto que mi condición de indocumentado tendría en el resto de mi vida.

Mis padres estaban en la misma situación, aunque ambos pudieron encontrar empleo, y siguieron viviendo indocumentados durante años, sin buscar ninguna oportunidad de cambiar su situación hasta que fuera absolutamente necesario. Por suerte para ellos, cuando llegó ese día, estaban un poco mejor preparados que la mayoría de las familias.

Me encanta mi trabajo porque sé lo difícil que es pedir ayuda estando en este tipo de situación y sin saber en quién confiar o qué hacer. Hace falta mucho valor para dar ese primer paso, y yo puedo ayudar a estos valientes padres y madres, hijos e hijas, a cualquier persona que esté dispuesta a dar ese primer paso para encontrar la manera de convertirse en residente o ciudadano estadounidense. Puedo escuchar sus historias y ayudar a concertar citas con nuestro excelente equipo legal para que puedan obtener la ayuda que necesitan. Sé la gran diferencia que esto puede marcar en la vida de alguien, por lo que me siento honrado y privilegiado de formar parte de ello.


Si usted o un ser querido necesita ayuda con su caso de inmigración en Austin, ¡contacte a la abogada Kate Lincoln-Goldfinch hoy!